Estaba anunciada y desde hacía varios días, pero muchas veces es sólo una nievecita como la de hace unos pocas jornadas atrás y se ve sólo en los cerros el blaco esperado. Esta vez vino como en otros tiempos. Tupida, mágica, seca, blanca como siempre y ya supera los 20 cm, en casa.

Por supuesto que cuando eso sucede, salimos con mi chica a caminar y a disfrutarla.

Todo comenzó ayer, timidamente primero, con algo de fuerza después y asentuándose a la nochecita. los pronósticos se cumplían. Sólo faltaba que comenzara a venir la nieve seca de la estepa, del Este, y a la mañana, al despertarnos vimos lo que vimos y que ahora les muestro.

Estos días además son especiales, todos los vecinos te saludan como si te quisieran, si uno se queda atascado con el auto lo ayudan y hay una alegría generalizada que sólo trae la nieve.

No mas palabras. Sólo fotos de casa, de la calle, de los árboles y de la playa.

 

Disfruten con nosotros.

 

Desde nuestro dormitorio

Bandurrias en un tejado

 

Bahía Serena

Vuelta a casa

Y todavía sigue nevando, lo que quiere decir que hara es capaz de cumplirse el pronósticop y navará otro tanto.

El Freezer lleno, bebidas hay, o sea que mu chu.. un hue…


En algún post de hace un tiempo conté de que se trataba La Estancia de Paso Flores, que se encuentra en la estepa a unos 130 Km de Bariloche, y cerca de la represa de Alicurá.

Son unos 100 km hasta la represa, se pasa por sobre ella y del otro lado rumbo al Este comienza un buen camino de ripio ,30 km, que te lleva a la estancia. No te podés perder porque es el único camino.

 

Camino de ripio hacia la Estancia Paso Flores

 

Allí viven en comunidad un grupo de imigrantes alemanes con sus familias, que se han radicado en esta provincia hace muchos años. Alrrededor de 1940. Primero lo hicieron en Malvinas y luego se vinieron para acá.

En esa época,  Río Negro era una provincia despoblada y se afincaron a orillas del río Limay. La construcción de la represa Aliurá que se inauguró en 1985, inundó sus tierras, por lo que esta comunidad se tuvo que retirar hacia el este a unas campos  que les fueron cedidos en concepto de indemnización.

En este lugar hicieron una obra faraóniica, basada en el trabajo y el esfuerzo.

 

Casa de una de las familias de la comunidad

 

Hoy es una pequeña población que recibe huéspedes en su pequeña hostería ( sin lujos pero muy bien puesta) , se puede ir a pasar el día, disfrutando de un almuerzo exclente y hasta una piscina cubierta con agua templada a 32 grados. Caldera que se alimenta de gas por un gasoducto que pasa por la estancia.

 

En medio de la nada se encuentra esta piscina.

Podés andar a caballo, recorrer la estepa, ver guanacos, maras y hasta una tumba indígena

El 25 de Mayo fuimos con nuestro hijo Fabio, comenzando los festejos de su cumpleraños y después de almorzar un cordero de aquellos , acompañado por jugo de manzanas hecho allí, nos matamos con un strudel casero y salimos a caminar por el campo.

En una zona, algo alejada del casco de la estancia, tienen un lote donde habitan algunos ciervos, que al ver humanos habitualmente se han amansado, se acercan a los alambrados  y permiten ser fotografiados.

No sé cuantos son, pero estas son las fotos.

Había un macho adulto, que lucía con orgullo una completa cornamenta, un macho muy joven y un pendex que seguramente habrá nacido este verano pasado. Hembras no vimos pero seguramente ellas nos observaron a nosotros.

Es un lugar que recomiendo a mis amigos cuando viajan a Bariloche. Es diferente, y para mi gusto vale la pena conocer.


No es fácil tener un hijo que vive a 1.700 km. Todo el mundo te dice ” che, pero si son sólo 2 horas de avión “ y si es cierto son 2 horas y 10 lucas o mas , que no siempre se pueden gastar.

Entre el avión para dos, el hotel, comidas, alguna salidita a una milonga, etc. con 10 luquitas no te alcanza.

Pero bueno, a llorar al templo a la iglesia, a la sinagoga o a la mezquita, donde mas te guste, o sinó te sentás en una plaza, en una buena ubicación para que no te afanen y llorás a gusto.

La cuestión fué que vino Fabio, (gran valor) a pasar su cumpleaños número 39 por estos lares y lo pasamos muy bien.

Una semana es una semana, pero se pasó demasisdo rápido para nuestro gusto. Pudimos compartir buenos vinos los cuatro juntos, ya que nuestro otro hijo Mauro (gran valor) vive tambiénn en Bariloche.

 

Hace 30 años éramos tan jóvenes.

 

Con su mamá (mi chica) en Paso Flores. a 130 km de Bariloche.

 

Los cuatro juntos después de tanto tiempo.

Un paseíto por Cerro Catedral.

 

Todo salió como debía salir. Hablamos, discutimos, nos reimos y la pasamos bárbaro. espero que se repita muy pronto.


Hoy por la mañana encontramos el jardín con las primeras nieves. Les regalo esta vista desde el Km 1 de la Avenida Bustillo. (camino al Llao Llao)

 

También se concentraron las avutardas para migrar a zonas mas cálidas. Siempre se juntan en bandadas importantes y de pronto sin saber a que órden responden, desaparecen para el Este.

 

Avutardas en Playa Serena

Es una época de grandes sucesos cerca de la cordillera, donde el cambio climático provoca algunas cosas curiosas. Por ejemplo, los picaflores se pelean por las últimas flores y aveces se te meten en la casa porque tenés la ventana abierta y hay algo de color. Antes de que los cacen las gatas, los largamos de vuelta a la vida.

 

Como verán en Bariloche hay algo mas que  el cerro catedral y el Circuito chico y sinó miren a estos dos amigos.

 

Carancho amigo

 

Diuca o Diucón

 

Estas son algunas de las razones para que Bariloche sea mi lugar en el mundo


Un día hace algunos meses, conversando con mi chica, nos convencimos que nunca podríamos cultivar las verduras que queríamos porque el clima nos jodía siempre, si no era por el frío y la helada, era porque el verano es muy corto. Además con el agravante que la tierra esta tan lejos, alla abajo, en el piso y para llegar hay que agacharse.

Por supuesto también nos preguntamos  para qué carajo queríamos cultivar si la verdulería está a solo unas cuadras y dos veces por semana viene el camión con productos de estación de todo tipo.

Además todos los supermercados están provistos de muchos vegetales, pero…

Tampoco nos conformabamos todos los años con comprar plantines de flores, a alto precio, y que duran lo que un gas en una canasta. Supongo que cultivados por nosotros los vamos a ver mucho mas lindos y seguramente mucho mas baratos.

O sea que por esas razones o porque nos sobra el tiempo, o porque sí, decidimos comenzar con la aventura de hacer nuestro propio invernadero, con la mayor cantidad de madera de descarte, reciclada,  y sin la ayuda de nadie. Joder.

Teníamos que hacerlo solos, aunque nos llevara mucho tiempo. Todos los viejos somos cabezaduras y contratando gente lo hace cualquiera, verdad?

Y además, debería estar terminado antes que comenzara el Otoño y las lluvias.

El material sería básicamente madera descartada por un aserradero amigo, pero que había que trabajarla bastante para poder utilizarla. La puerta sería corrediza para que siempre se pueda abrir y cerrar, y no como en la mayoría de los invernáculos, que hay que pelearse con ella para entrar o salir porque siempre arrastra por el piso.

El nylon de cobertura con filtro UV, de 150 micrones como dicen los que saben.

Hubo que comprar un poco de madera, clavos y tornillos pero no afectó mucho el presupuesto calculado inicialmente.

También nos pusimos de acuerdo que sólo trabajaríamos cuando tuviésemos ganas, no fuera que dejásemos un poco o mucha salud en esta historia.

Una vez elegido el lugar, que es una parte baja del terreno y tiene buen sol todo el año, comenzamos por nivelarlo. Un laburo que me prometí no hacer nunca más en la vida, porque evidentemente no nací para el pico y la pala, son dos elementos insalubres y que provocan en mí daños psicológicos y físicos irreversibles .

El tamaño, naturalmente de acuerdo al lugar elegido sería de unos 4 mts x 3,75 mts.

Primero pusimos unos postes pero descubrimos que a poca profundidad, pasa una vertiente, (agua)  y los palos iban a durar lo mismo que los plantines de flores de estación.

 

Postes que fueron descartados

O sea que hubo que pensar en algo que no fuese tan vulnerable a la humedad y de bajo costo, y esta fue la solución.

 

Ladrillón hueco cerámico , las columnas insertadas y luego pintadas con pintura asfáltica. Cada columna tiene una linga de hierro del 8 y hormigón hasta unos 50 cm de profundidad. No vaya a ser que se vuele todo en un ventarrón patagónico y haya que ir a buscarlo a la estepa.

Estoy seguro que con este sistema  el invernáculo me va a sobrevivir.

Comenzó con mucho esfuerzo a tomar forma, siendo esta la parte mas complicada por el tema de niveles, plomadas y todas esas cosas que no quiero volver a utilizar nunca más, y un esfuerzo físico que no estaba de acuerdo a nuestra edad, ni a nuestra voluntad, pero ya estábamos metidos en el entuerto y no queríamos aflojar.

 

Cumbrera colocada.  Llegó entonces el momento de poner los cabios para empezar a ver como tomaba forma el rancho.

 

 

Una bandurria venía periódicamente a revisar y fiscalizar la obra.

 

 

Detalle de refuerzos.

 

Marco para una de las ventanas.

 

Puerta colgante corrediza.

Y aquí llegó el momento de poner la cobertura, luego de agregar algunos refuerzos para que en la primera nevada no se caiga y se produzca un desastre.

Antes de seguir, nos tomamos unas pequeñas vacaciones de una semanita en Chile para festejar los primeros 47 años de casados. Digo los primeros ya que me tengo fe para otros, no digo 40, pero por lo menos 15 más.

Colocar el nylon es un asunto medio complicado para dos personas solas, pero con bastante paciencia y muchas ganas, se puede siempre que no haya viento.

 

 

Y por fin terminamos justo cuando llegó el Otoño

 

Como verán todo está a una altura adecuada para que no haya que agacharse, sobre mesadas. Siempre pensé que si la tierra estuviese a esa altura , sobrarían las lechugas y los repollos.

 

Obra terminada, aunque faltan algunos detalles. También tiene luz y agua para el riego. Ahora solo falta que aparte del perejil crezca algo más interesante, pero seguramente eso vendrá en la primavera.

 

El perejil viene fenómeno.

Y eso es todo por ahora. Si a alguien se le ocurre una idea como esta, que le meta para adelante, y no le afloje. A nosotros solo con verlo, a pesar del trabajo, ya nos causa bastante placer.


Como casi todos los años, con mi chica, nos tomamos unos días para festejar nuestro aniversario de bodas, la “boda”era eso que se hacía antes, donde se firmaban papeles y un juez te habilitaba para llamarse matrimonio,  y esta vez eran nada menos que 47.

Nuevamente, y una vez mas, nos fuimos para Chile, pero para recorrer algunos lugares que no conocíamos y un paso fronterizo que, no sólo se usa poco, sino que es bastante inusual para los que residimos en la zona.

Por supuesto , no podía faltar Pucón, que es uno de los lugares preferidos de este país.

Cruzamos como es la costumbre por Cardenal Samoré, cercano a Villa La Angostura.

Temíamos que la frontera nos demorara algunas horas por la terrible afluencia del “deme dos” argentino, pero acertamos la hora para pasar y no encontramos casi a nadie.

Después de un buen almuerzo en una fonda de Entrelagos, donde se come un salmón de aquellos, nos fuimos a Osorno a pasar la noche.

Pésimo hotel, el San Pedro, en la calle Manuel Bulnes al 600, al cual nunca volveremos y recomendamos no pisar. Pocas veces en nuestra vida fuimos a un lugar tan malo y tan mal atendido. Además U$S 60 un cuertucho que no vele ni media estrella, pero estaba casi todo ocupado

Mas tarde, cena en Club de Artesanos. Excelente como siempre. No olvidarse de pedir choros (mejillones) a la vinagreta y empanadillas de mariscos.

El tiempo no nos ayudaba mucho, ya que llovía copiosamente, pero si uno no le da mucha bola al problema, este se reduce considerablemente. Marzo es un mes que podés con suerte estar en la playa o te cagás mojando.

La primera parada fué Río Bueno, una ciudad sin mayores atracciones.  Por supuesto que hicimos una parada obligada en el Club Alemán, frente a la plaza principal para almorzar y en el banco para cambiar algunos U$S por pesos chilenos.

En los Clubes Alemanes de Chile nunca salís defraudado. Se come bien y a un precio razonable. No es barato pero justifica el precio

De allí a Lago Ranco y seguir dando la vuelta al lago, donde hay muy buenos paisajes que no vimos.

Un descanso sin lluvia en Lago Ranco

El camino de Lago Ranco a las termas de Llifén nos sorprenduió por su buen asfalto, pero continuó una lluvia infernal que nos permitía, con buena voluntad, ver la punta del capot de auto., o sea que de los paisajes del lago, minga.

Entre chubascos, vimos el lago.

Llegamos a las termas de Llifén, y otra decepción, caras y malas, o sea que nos fuimos para la siguiente parada que era Futrono. Alli alquilamos una cabaña, fuimos al supermercado a comprar una vituallas, mojándonos con la copiosa lluvia que nos perseguía y luego de cenar Decidimos que había terminado el día.

Llegando a Futrono

La mañana pintó mucho mejor, o sea que partimos raudamente para Lican Ray, sobre el lago Calafquén y de allí a Pucón, pasando por Villarica.

Lago Calafquén

Comité de bienvenida en Lican Ray

Pucón es muy especial. Todo es diferente al resto de Chile. los comercios, los restaurantes y hasta la edificaciónes en pleno y total crecimiento. Diría que es la Punta del Este de Chile, pero sin el mar. Es medio complicada la comparación, pero el día que lo conozcan, van a comprobar que es así.

Cada año que pasamos por allí, descubrimos muchos nuevos emprendimientos inmobiliarios y de infraestructura que llegan a sorprendernos. Docenas de condominios , departamentos y casas en construcción lo demuestran.

Decidimos quedarnos no menos de 3 días y para ello alquilamos una cabaña a sólo 300 mts del centro.

Cabaña en Pucón. Entre plantas y flores.

 

Cómoda y confortable, nos aseguró no tener que usar el automóvil casi para nada. Todo lo hacíamos caminando y todo estaba a mano.

Siempre nos alojamos en el camino que una Villarica con Pucón, donde hay infinidad de cabañas y apart, pero esta ves decidimos cambiar debido al clima y venirnos para el centro.

En el puerto, la playa, las plazas, el órden impera en Pucó. Es el lugar  preferido por muchos chilenos de clase alta para su veraneo y  esquí en el invierno.

Pucón al atardecer

Desde el centro, el volcán Villarica (ver el humo )

El volcan, desde la playa

A pocos quilómetros está el volcan Villarica, que nunca deja de tirar aunque sea una pequeña humareda ya que siempre esta activo, es la base de las pistas de esquí. Por supuesto que subimos con el auto hasta donde se pudo y dejamos el escape en el intento

Lo mas cerca que pudimos

El camino al volcan tiene una parte asfaltada y despúes es piedra . Esa parte esta hecha merda.

Ya a estas alturas el clima era mas  benigno y podíamos disfrutar un poco mas, pero en cualquier momento se nublaba y nos mojábamos hasta el caracú.

Decidimos hacernos una remojada en las termas, y fuimos a las de Trancura, que ya conocíamos y tiene muy buenas piletas, abiertas y cerradas. Pasamos un muy buen día con el agua a 40° y con muy poca gente.

Disfrutamos de las piletas como si fuesen privadas.

Un par de antiguos veleros se encuentran en el puerto de Pucón y no podían dejar de llamarme la atención

La pasión por los barcos continuará hasta el último de mis días y estos viejos barcos me siguen trastornando como siempre. El navegante nunca se aleja del todo.

Nos fuimos de Pucón, con ganas de quedarnos unos días mas, pero, el bolsillo comenzó a apretar y a ponerse flaco, así que emprendimos la vuelta.

Habíamos reservado ferry, para volver por el paso Hua Hum, que es un cruce muy poco utilizado, pero que recomiendo  para todo al que se le ocurra ir a Chile desde estos lares. Se encuentra muy cerca de San Martín de los Andes y la cosa es así.

Desde Chile, hay que llegar a Puerto Fuy, recorriendo la orilla Norte del lago Panguipulli. Esta zona que no conocíamos nos deparó una agradable sorpresa, no sólo es muy linda, sino que tiene un camino de asfalto perfecto, con paradores y miradores cada varios quilómetros. Está buenísimo y no se lo puede perder.

El camino, perfecto

Llegando a Puerto Fuy el volcan Mocho Choshuenco

Llegando a Puerto Fuy, sobre el lago Pirehueico., se sube a un ferry, que lleva unos 15 automóviles y después de algo mas de 1 hora de navegación se arriba a Puerto Pireheico (Chile) Se hace migraciones y en unos pocos quilómetros se llega a la aduana Argentina, sin colas ni quilombos, ya que en el peor de los casos serán unos pocos autos los que llegan. En este viaje sólo éramos dos, o sea que nunca hay demoras.

Puerto Fuy

Esperando el ferry

A bordo del ferry

Navegando con un día espléndido

Muy bueno el lago.

Es un lago estrecho y no muy grande, pero al mismo tiempo, una experiencia interesante de realizar.

Luego comienza el mayor problema que son 50 km de ripio bastante malo, hasta San Martín de los Andes, pero verdaderamente vale la pena. Una vez mas estamos atrasados con esta historia del asfalto. Todos los pasos en Chile y casi hasta la frontera están con caminos perfectos, del lado nuestro, lamentable. Sólo el paso Cardenal Samoré tiene asfalto. Lamentable.

San Martín como todos saben, si conocen la zona, es caro y no siempre es mejor. Si bien la hostería donde nos alojamos no era de alto precio, eso no habilita para tratar mal al cliente. Se trata de la Hostería Cumelén, de la calle Elordi al 900. Después de tomar la habitación y ducharme, me cambiaron el precio por pago con tarjeta. Exigen pagar adelantado. tercer mundo, tirando a cuarto. Tuve que insistir varias veces para que me extendieran la factura correspondiente. Si no queda mas remedio joderse, si se puede evitar recomiendo cualquier otro lugar antes que este ya que al alojarme no me hacen un favor, sino que es un trato comercial donde alguien vende y otro compra. Muy simple.

Y asi se terminó el viaje. Hacer una vez mas el camino de los 7 lagos y volver a casa, con nuestras gatas y la cercanía de nuestro hijo Mauro. Que mas se puede pedir?